TODO AL NEGRO CON UN POCO DE ROJO

El vestido negro, el little black dress o cualquiera de sus variantes, es siempre una buena opción y si encima se acompaña de los complementos adecuados el resultado puede ser espectacular. Hoy os enseño un look con un vestido negro de esos a los que recurres cuando no sabes qué poner, lo estrené durante mis vacaciones en Ibiza y estaba deseando volver a ponerlo antes de que finalizase el verano, así que aprovechando las fiestas del Cristo de mi pueblo, Candás, lo he vuelto a poner. En esta ocasión y al igual que hice la primera vez lo combiné con unas sandalias negras de flecos pero cambié el resto de complementos y opté por meterle un poco de color y que mejor para acompañar el negro que el rojo con espectacular bolso de Soñando con el mar y unos pendientes hechos a mano con cristales de Swarovski de Los sueños de mi niña. Qué os parece el look?



















Vestido: ROMWE (aquí)
Sandalias: ZARA
Bolso: SOÑANDO CON EL MAR (aquí)
Pendientes: LOS SUEÑOS DE MI NIÑA (aquí)